Gabino Cué, diseñado para derrotar al PRI: César Mendoza

diciembre 4, 2013

Preferencia Electoral en Oaxaca, Octubre 2013. Fuente: Consulta Mitofsky.

Preferencia Electoral en Oaxaca, Octubre 2013. Fuente: Consulta Mitofsky.

Las encuestas, aunque son fotografías de un momento y tienen validez cortos periodos de tiempo, a lo largo de los años van mostrando tendencias. Desde 2004, las encuestas muestran que mientras PAN y PRD vayan unidos en competencia electoral, derrotan al PRI en Oaxaca.

Después de tres años de gobierno de Gabino Cué, a pesar del desgaste natural que ha tenido su administración, la encuesta “Oaxaca, evaluando a su gobierno” de Consulta Mitofsky, demuestra que el votante oaxaqueño considera que la opción es votar por el Partido de la Revolución Democrática (PRD) o el Partido Revolucionario Institucional (PRI). El primero tiene una intención de voto de 27.6% y el segundo de 27.2%. Otros partidos, juntos, suman el 5.6%. El PAN tiene una preferencia del 10.4%, dato que termina por favorecer a los partidos que gobiernan actualmente.

Solo el 54% de los encuestados está “de acuerdo” en cómo ha gobernado Gabino Cué en Oaxaca, está por debajo del promedio nacional de gobernadores, 62.1%, pero no se debe dejar de lado que el gobernador inmediato para comparar al actual es Ulises Ruiz Ortiz (PRI).

El tercer año de Ruiz Ortiz ya estaba marcado por el 2006 y su violencia . En este sentido, Cué tiene un margen de maniobra para los tres años y la elección federal que le falta, algo que no tuvo su antecesor.

Puede ser que los problemas de fondo que tiene Oaxaca no se hayan resuelto y que el trabajo del gobierno se enfoque en infraestructura y programas sociales que permitan observar la diferencia entre dos gobiernos o -al menos- un mejor manejo de imagen de la administración gabinista.

Lo cierto es que el oaxaqueño tampoco se ha manifestado activamente en las calles o presionando a sus representantes políticos de forma organizada para exigir que problemas como la corrupción o la relación CNTE-Gobierno se resuelvan –como manifesté en mi artículo sobre la pasividad de la sociedad oaxaqueña.

En otras palabras, la estrategia del gobierno de Gabino Cué ha dado resultado, pues el objetivo de los grupos que lo apoyan es mantenerse en el poder y que las protestas estén en un nivel manejable o rango que no supere lo sucedido en años anteriores. Mientras no exista otro 2006, la ciudadanía pareciera indicar que está satisfecha con el gobierno, por ello los resultados que muestran que una alianza PAN-PRD derrota al PRI en Oaxaca.

Por supuesto, no se debe dejar de lado el 29.2% de los encuestados que no declara su intención de voto, el cual se dividirá entre blanquistas o nulistas, abstencionistas y voto independiente. A pesar de ello, los resultados, después de 3 años, son positivos o, al menos, rentables en el terreno electoral para Gabino Cué y los partidos que cogobiernan con él.

*******

NOTA: Una versión de este artículo se publicó en la revista Mujeres de diciembre 2013.

Anuncios

A %d blogueros les gusta esto: