El resultado del PRI y URO en Oaxaca, según el IDH: César Mendoza

mayo 21, 2014

porta del IDH Municipal en México

portada del IDH Municipal en México

Decir que un gobierno fue malo o ineficaz siempre causa problemas de veracidad ante quienes lo apoyaron o sus detractores.

Si el gobierno fue polémico, se corre el riesgo de llegar al extremo de desacreditar cualquier medición. A pesar de esta situación, diversas mediciones, conocidas como índices, realizadas por organizaciones e instituciones respetables ante la mayoría de sus pares, gobiernos y opinión pública a nivel internacional han permitido que se tengan datos confiables para evaluar a los gobiernos.

Este es caso del Índice de Desarrollo Humano (IDH) que realiza el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), el cual mide “el conjunto de capacidades y libertades que tienen los individuos para elegir entre formas de vida alternativas”. En otras palabras, poder hacer lo que deseamos, siempre y cuando se encuentren en el margen de leyes que garanticen la libertad del resto de la sociedad.

Para la Organización de las Naciones Unidas (ONU) el desarrollo humano “supone la expresión de la libertad de las personas para vivir una vida prolongada, saludable y creativa; perseguir objetivos que ellas mismas consideren valorables; y participar activamente en el desarrollo sostenible y equitativo del planeta que comparten”. Lograr lo antes mencionado dependen, en gran parte, de las políticas que los gobiernos realizan.

No alcanzar los objetivos de desarrollo humano implica que el gobierno no está garantizando, ni permitiendo, el pleno ejercicio de la libertad de la persona y que su desarrollo pleno está siendo limitado por el poder político u otros poderes fácticos que no son limitados por lo gobernantes.

La oficina del PNUD en México ha dado a conocer el “Índice de Desarrollo Humano Municipal en México: nueva metodología” del año 2010 y los resultados muestran un país que avanza en diversos sectores, pero desigual a nivel municipal.

Los resultados del IDH 2010 permiten hacer una valoración del gobierno de Ulises Ruiz y el Partido Revolucionario Institucional (PRI) en Oaxaca. Saber cómo dejó el último gobierno del PRI al Estado y los retos que deben enfrentar los próximos gobiernos, como el actual.

Lamentablemente, para los ciudadanos que no perciben sueldos de políticos, el informe coloca a Oaxaca en el penúltimo lugar del IDH con 0.666 a nivel nacional. El IDH señala que entre más cerca se esté del 1, se está cumpliendo con los objetivos, mientras se esté más lejos, menos libertades y capacidades tiene la persona.

A nivel municipal, Oaxaca y Veracruz concentran 8 de los 10 municipios con menor nivel de desarrollo y entre 40 y 50% de los municipios de Oaxaca, Chiapas, Puebla y Guerrero experimentan desarrollo humano bajo.

En otras palabras, el último gobierno estatal del PRI en Oaxaca dejó al territorio en las mismas condiciones de desarrollo que como lo recibió de otros gobiernos priistas.

En los próximos años sabremos si el trabajo de Gabino Cué logró cambiar esta realidad, por el momento, esta información del IDH sirve para que las personas puedan valorar si el PRI es o no una opción política viable para alcanzar los objetivos del Desarrollo Humano. Los resultados demuestran que no, superando filias y fobias.

Anuncios

A %d blogueros les gusta esto: